GATEROOM. La habitación de los hoteles del futuro

En la pasada edición de FITUR 2014, el estudio de diseño Serrano Brothers en colaboración con el ITH, presentó en el espacio FiturTech su prototipo de la que será la habitación de hotel del futuro.

Llamada Gateroom, este nuevo concepto de alojamiento integra la comodidad con lo último en tecnología, conectando al viajero con el hotel y con el destino desde el momento en el que entra en su habitación. La accesibilidad, la conexión y la interactividad entre dispositivos ya no se limitan al famoso concepto de “Internet de las cosas”, pues Gateroom va un paso más allá al fomentar no sólo la interacción entre objetos, sino la interacción entre éstos y las personas: “Internet of everything”.

gateroom

Incorporando a las últimas tecnologías y con la integración de múltiples Gadgets, la sensación que tienes al entrar en esta habitación es que desde el primer momento en el que activas la aplicación integrada en la Gateroom, llamada Flynnkey, la habitación te reconoce y te conecta a tiempo real con el mundo digital, acercándote a toda la información relevante sobre el hotel y el destino.

gateroom 2

Gracias a Flynnkey, tu identificación y credenciales se mantienen totalmente seguros, ya que sólo funciona cuando la activa el propio cliente con su smartphone. Esta app se vincula con la Gateroom mediante wifi, bluetooth o NFC, accediendo al momento a los servicios en la nube y mostrando información personalizada.

Adaptable a cualquier diseño de habitación de hotel, el núcleo tecnológico Gateroom convierte cualquier habitación en una “Smart room”. Además, con la opción “GateControl”, puedes acceder a tu vida digital y controlar todos los objetos de la habitación de forma remota utilizando tu Smartphone. Así, las posibilidades son infinitas, existiendo múltiples “miniapps” que se podrán instalar en función de las necesidades de cada hotel y de cada cliente.

No obstante, aunque a primera vista este concepto de Gateroom parezca quizás demasiado futurista, no tiene por qué romper el diseño del hotel pues, como hemos dicho anteriormente, se puede adaptar a cualquier tipo de habitación sin interferir en su estética ni en la imagen de marca. En este sentido, aunque su back technology es puramente futurista, la apariencia y el diseño externo no tienen por qué serlo.

Actualmente, este prototipo forma parte de las denominadas Best Room Experiences in the world (BROOMX), donde lo más importante es la experiencia que vive el huésped. Un concepto que, desde Destinos Experienciales, identifica perfectamente la conexión personalizada que ha de existir entre el viajero y el hotel, siendo un concepto homólogo a nuestra filosofía del destino. Siempre es un placer hablar de proyectos tan innovadores que integran nuestra misma idea de turismo experiencial, en su caso aplicado al concepto de alojamiento.