Lago Conchos (Portugal) o el arte de capturar la atención desde el Misterio

Portugal, ha sido, es y será uno de mis destinos favoritos, quizás por los lazos culturales e históricos que nos unen, por la riqueza y diversidad de paisajes que atesora engrandeciendo aún más el mito de la península ibérica como uno de los lugares más bellos y singulares del mundo o por que desde cualquier sitio de Portugal sientes la influencia del desafiante Atlántico.

En este caso, hemos seleccionado un microdestino, que se ha ganado la categoría de emodestination o destino emocional: El lago Conchos.

Comencemos por el contexto, este lago se ubica en la Sierra de la Estrella, que para los que conocéis Portugal identifica una de esas extensas zonas boscosas (y admiradas en mi caso) que te encuentras desde Lisboa hacia el norte. Esta Sierra, parque natural, conecta directamente con el sistema Central de ahí que en ella se ubique el pico más alto del Portugal Continental, La Torre con 2000 metros de altura y la estación de esquí “Vodafone” (no me extraña que la estación de esquí se llame Vodafone, considerando el gran porcentaje de portugueses en la alta dirección de esta compañía de telecomunicaciones). Esa altura promedio es la que explica que en esta sierra se ubiquen varias lagunas y valles de origen glaciar.

La Sierra de la Estrella tiene varias leyendas (de esas que tanto nos gustan en este blog), como el hecho de que los romanos la denominaran Montes Herminios (Herminius Mons) o “Montes de Hermes” (dios grecolatino de los pastores también llamado Mercurio). Se cree que esta región fue la cuna del guerrero lusitano Viriato, líder de la “resistencia” lusitana contra los romanosMontes Herminios (Herminius Mons) o “Montes de Hermes” (dios grecolatino de los pastores también llamado Mercurio). Se cree que esta región fue la cuna del guerrero lusitano Viriato, que de pastor paso a bandolero, de bandolero a militar y finalmente a hábil estratega general. Viriato mantuvo en jaque a Roma hasta que fue asesinado por tres de sus lugartenientes comprados por último gobernador romano enviado para derrotarle. Servilio Cepón, justo cuanto éste había firmado un tratado de paz con el mismo Senado Romano que le declaraba “amigo de los romanos”

Imaginémonos , por tanto en esta zona boscosa, alta por donde caminamos en silencio acercándonos a un antiguo glacial hoy convertido en lago y de repente un ruido ensordecedor nos sorprende…Delante de nuestros ojos, divisamos la balsa del lago Covao do Conchos pero si nos levantamos un poco (como con esta vista de dron) encontramos la explicación al misterio aunque nos surge otro ¿Qué es esto?

Se trata de un “desagüe” creado por la mano del hombre, que forma parte de un complejo hidroeléctrico de Sabugueiro. Este “embudo creado por el hombre”, recoge las aguas de la Ribeira das Naves y las transporta por un túnel de más de 1500 metros hacia la presa de la Lagoa Comprida.

El sitio se ha convertido en mediático por su estética futurista de ciencia ficción, con ese agujero que parece el cuartel general de una facción que pretende dominar el universo…jajaja quizás por que la naturaleza con el paso de los años ha mitigado la estética de granito y cemento que en su momento debió tener.

Hasta tal punto el misterio combinado con el factor estético se han hibridado provocando un efecto de atracción, curiosidad y sorpresa que el vídeo que tres amigos de la zona grabaron con un dron se ha vuelto mediático y llego a cuatro millones de visitas en un mes y hoy ya está camino de los siete millones de visitas.

Siguiendo con nuestro particular reto, igual que teníamos dudas en como denominar al turismo de avistamiento de luciérnagas en Nanacamilpa (¿turismo entomológico?) a este turismo de obras públicas le podríamos denominar “Turismo de obras civiles”…Ya veremos que dicen nuestros lectores.

Carlos S